Demo
 

Birmingham Lesson

Este fin de semana he tenido la suerte de poder disputar el GP de Birmingham, dónde 1,743  jugador@s hemos jugado posiblemente uno de los formatos más divertidos de todos los tiempos. Y es que Modern en mi opinión está en un momento muy dulce, dónde se puede jugar prácticamente de todo sin perder mucha ventaja frente a los primeros mazos. También suma que fuera con un amplio grupo de amigos, y encima en un país que me encanta para viajar, que tampoco viene mal para huir de los habituales 35+ grados de la isla (Nota del Editor: Te quejas de vicio...). Esto hizo que fuera una de los GP en los que más me he divertido, a pesar de tener un resultado no muy positivo (9-6).

En primer lugar, me gustaría comentar algunos detalles sobre el primer GP organizado por Channel Fireball tras la concesión que les han dado en los siguientes años. No pienso que CFB sea un mal organizador, pero siempre veo peligroso dar el monopolio a cualquier empresa. Los precios del GP, y más para ser de construido eran altísimos, y si bien es cierto que la entrada ya daba algunas comodidades por las que estamos acostumbrados a pagar (como por ejemplo el sleep in incluido de serie), sí que resulta un precio muy alto, y más teniendo en cuenta que encima tenías que aportar un extra para conseguir el tapete... Toda esa gente que aprovecha para llevárselo como recuerdo se llevó un buen chasco. La sala de juego era grande, y el local no estaba mal. Un buen punto es que han enviado un correo para dar feedback después del GP, y veremos como evolucionan los eventos siguientes.

Otra crítica constructiva (esta ya más de cara a Wizards) es que si se quiere mantener el volumen de los premios (los que comparados con otros juegos son muy bajos) mientras evita ese desnivel entre mismos resultados, existen dos posibilidades: Replantearse lo de hacer día dos con 6-3 y volverlo a subir a 7-2 o alargar una ronda más el día dos de los GPs (que también podría traer otro tipo de problemas). Y es que en los GP más poblados, hay gente con 13-2 sin opción a Top 8, o gente con 12-3 que se lleva o bien 1000 dólares o 250.

Con todo esto, fue un GP muy divertido. Modern está ahora mismo en un momento espectacular, y es más importante ser maestro de un mazo que dominar unos pocos para afrontar la evolución del formato. Prueba de ello són las listas que entraron en el top 8, destacando una por encima de las demás:

 

Iván de Castro se marcó un perfect seguido de doble pacto para entrar en el Top 8 con una Bant Humans, usando Retreat to CoralhelmKnight of the Reliquary. Estas listas típicamente suelen usar menos sinergias de humanos y un plan más a lo Abzan Collected. Desde aquí, ¡Enhorabuena!.

La lista ganadora del Grand Prix fue una Burn, arquetipo últimamente en auge por el Magic Online, y en ella llama poderosamente la atención la falta de Eidolon of the Great Revel en sus 75, pues es una carta ya instaurada en burn, y que encima es capaz de tumbar ella sola a mazos como Storm. En su sitio usa Shrine of Burning Rage, que nos aporta mucho reach en forma de un daño extra por cada hechizo nuestro, y uno más cada turno que está en mesa. No es una nueva tech, pero si que hacía mucho tiempo que no veíamos usar esta carta en Burn.

Tras echar un ojo a estas dos listas, no cabe duda alguna de que se puede innovar y tener resultados en tiempos modernos, además de divertirnos. Personalmente, en el GP Birmingham yo no jugué contra ningún mazo más de dos veces, siendo este primer Grand Prix que me ocurre, y además la mayoría de rondas se decidieron con decisiones por ambas partes y no vimos ningún mazo dominar descaradamente frente a los demás. Obviamente, siempre se da la típica partida injusta que pierdes o ganas de turno tres, pero todos los mazos tienen elementos para combatir a todo. 

Empty The Warrens ©2017 Wizards of the Coast LLC in the USA & other countries. Illustration by Jasper Sandner

Cómo el metagame es tan amplio, y además puede haber diferentes versiones de mazo, es imposible llevar un banquillo muy preparado para ganar a un cruce o dos y esperar buenos resultados, y eso favorece a la interacción. Por ejemplo, yo jugando Storm sólo me encontré contra una carta de hate específico que me dejara sin opciones al momento: un Rule of Law en el tercer game de la última ronda. Mientras yo estaba jugando por un Pro Point, mi oponente me dejó KO al momento, además de no haberme banquilleado el Echoing Truth. Siempre se pueden remar las líneas, el hate de cementerio, los eidolones blancos... sólo es cuestión estar preparado para ello.

En cuanto a mí, no acabar ni rascando un mísero Pro Point puede ser decepcionante, pero debo decir que en este GP, después de pasar a día dos con 6-3, perdiendo contra dos Burn, y con un doble mulligan a 4 en los dos games de banquillo contra White Taxes, tampoco podía esperar un resultado muy positivo. Creo que Storm está en un buen momento, Pedro Carvalho se hizo un 13-2 sin top con ella, (muy interesante el pack de base de echoing + noxius), y aún después del ban de Gitaxian ProbeBaral, Chief of Compliance le ha dado alas al mazo, convirtiéndose en un mazo de combo de una carta a través de Gifts Ungiven.

El torneo fué muy entretenido, la variedad y la calidad de la mayoría de las partidas hizo que las derrotas no fueran tan amargas, y puedo decir haya sido el GP que más he disfrutado jugando, y al final, uno quiere ganar, pero Magic sigue siendo un hobbie.

Ya por último, hay que destacar el buen papel de los españoles, y es que parece que Modern es nuestro formato, ¿no os lo parece?

¡Nos vemos en el Regional!

Etiquetas: Storm, Modern